Verano en J. Abril

 

Ha llegado el día más largo del año. La temperatura aumenta y el sol empieza a aguantar más. Tenemos más tiempo para los amigos y para la familia.

¿Cuál es vuestra razón para amar el verano?

Son las vacaciones más largas del año y siendo los días más largos, tendrás más tiempo para invertirlo. Con tu familia, con tus amigos, contigo mismo. ¡Queremos que conozcas nuestra familia!

También sabemos que, durante el verano, toca refrescarse y nosotros tenemos la manera de hacerlo.

Tenemos ensaladas de diferentes tipos para que tu puedas elegir. Ensalada de vieiras y frutas exóticas, ensalada de langostinos, la ensalada de rulo de cabra y nuestra ensalada.

Para picas, tenemos también entrantes fríos. Quizás prefieras empezar con unos canalones de melón y seguir con timbal de aspencat.

¡Os damos a elegir en nuestra extensa carta!

Tenemos cerca uno de los máximos placeres del verano. ¿Existe un plan mejor que ir a la playa después de tomarte un arroz con tu gente? ¡Lo dudamos!

Seas de Altea o vengas de viaje, aquí, junto a nosotros podrás conocer más de nuestra cultura. Podrás disfrutar también de las mejores noches junto a nosotros.

Nosotros tenemos todo lo que necesitáis para afrontar el verano de la mejor manera posible. Una terraza cerca del paseo, unos productos frescos y hechos con el máximo amor de la tierra.

El propio producto del mar y la tierra elaborados con cariño, garantía de éxito.

Además, aún teniendo los productos elaborados y con una carta variada, tenemos a vuestra disposición los mejores vinos y las mejores cervezas.

¡Recuerda, tenemos cerveza sin gluten!

Ahora ya solamente os queda poneros el despertador, disfrutar del buen tiempo, reservar mesa en nuestro restaurante, tomaros una siesta y disfrutar de todo lo bueno que os puede ofrecer Altea, su gente y su cultura.

Disfruta de nuestra terraza.

Ya ha llegado la primavera a Juan Abril.

En Restaurante Juan Abril, te ofrecemos nuestra privilegiada terraza en pleno Paseo Marítimo de Altea. Confortable, espaciosa y con unas vistas a la bahía de Altea absolutamente únicas.

No, no se trata de recordar el eslogan que ha hecho famoso uno de los Centros Comerciales más importantes de España. Es un hecho, tanto por las temperaturas de que ya disfrutamos, como por la luz de nuestra tierra que se alarga dando vida a la noche, como por la pura matemática del calendario.
La Primavera es la estación del color, la de las flores y la de las ganas de vivir. Todo respira optimismo. A estas alturas, con varias páginas del almanaque ya arrancadas, ni el frío nos acobarda, ni el calor nos agobia.

Todo invita a disfrutar de la calle y de los paseos primaverales. La proximidad del verano y la época de playa, se suman a esta mejoría del clima e incitan a hacer más ejercicio al aire libre para respirar sano y cuidarse un poco.Aprovechemos que tenemos las temperaturas y las condiciones meteorológicas más envidiables del mundo.

Guardemos hasta el otoño, en lo profundo de los armarios, las chaquetas, los abrigos y las bufandas. Aligeremos el vestir. Es tiempo de disfrutar del sol.
Y por supuesto démonos un homenaje con el placer de la comida.

Desde Restaurante Juan Abril, prometemos hacer las delicias de tu paladar con una carta extensa, variada, suculenta, con los platos clásicos de la cocina española y con platos modernos.

La mejor oferta en arroces, guisos tradicionales, pescados, marisco, carnes y postres, sin olvidar una cuidada bodega en la que encontraremos vinos de las Denominaciones de Origen más importantes.
Por último, nuestro compromiso firme también está en ofrecer un servicio profesional, amable, cordial y cercano, para que goces de una fabulosa experiencia gastronómica en Altea; el lugar con más encanto de la Costa

¿Deseas comer con nosotros?

Contacta

Cenar en Altea menú San Valentín

SAN VALENTÍN

¿Por qué se celebra San Valentín?

La leyenda cuenta que en tiempos del Emperador Claudio II, llegó a prohibirse la celebración de matrimonios. El Imperio, al estar en tiempos de guerra, necesitaba vocaciones militares y el amor distraía a los jóvenes.

Un sacerdote cristiano llamado Valentín, desafió las directrices imperiales y sí casaba a las parejas. Por todo ello fue perseguido, martirizado y finalmente ejecutado, un 14 de febrero.

Desde ahí San Valentín es el patrón del amor.

En nuestros días y especialmente desde el último cuarto del siglo XX, esta festividad brilla en el calendario cada vez con más éxito.

Gastronomía y amor:

Esta celebración es la que mejor permite maridar y aunar el placer de la gastronomía con otros placeres relacionados con el amor y el erotismo. Según cada quien y la sensibilidad de cada cual, el orden de prioridades varía. La edad, la educación, el ambiente en que uno nace y crece también influyen.

En restaurante Juan Abril, todo el año hacemos votos por cuidar la gastronomía. En concreto la cocina española, los arroces y los guisos tradicionales. Y en homenaje a San Valentín también tenemos un menú especial. Del jueves 14 al domingo 17 de febrero, Restaurante Juan Abril ofrece un menú de San Valentín especialmente pensado para la ocasión y así disfrutar de los placeres que tienen que ver con el paladar.

Nuestro menú de San Valentín:

Como no podía ser de otra manera, un menú esencialmente marinero. Un menú concebido para potenciar los sabores, para estimular los sentidos y para despertar los instintos propios de la fecha que se festeja. Gamba roja, salmón, calamar, bacalao… respetando las recetas de siempre.

También carne. No podría faltar. Medallones de solomillo ibérico.

Para culminar, una explosión de sabor. Su Majestad el Rey del Dulce: El chocolate. En este caso, acompañado de vainilla, uno de sus acompañantes preferidos.

Así que no celebres San Valentín si no quieres, pero puedes celebrar el amor a la gastronomía y  compartirlo con la persona o personas que más quieras.

Nuestros propósitos para este año

ENERO.

El mes de los nuevos propósitos

El que esté libre de culpa, que levante la mano. Cada mes de enero todos nos ponemos nuevos propósitos para el año que empieza:

El dejar de fumar, que ya es todo un clásico. No hay fumador empedernido que no haya hecho su propósito de dejar su maldita adicción en enero. Según dicen las estadísticas, con escaso éxito en general. También está el hacer más ejercicio físico y/o apuntarse al gimnasio. Sobre todo, al ver que la báscula y el cinturón, nos restriegan la cruda realidad producida por los excesos cometidos en las fiestas navideñas, que no son pocos. Entonces empieza la verdadera cuesta de enero.

Pero aún hay más:

¿Qué me decís de trabajar menos y dedicar más tiempo a la familia? Vemos crecer a nuestros hijos y nos damos cuenta de que por desgracia, nos lo estamos perdiendo. Aprender idiomas, sobre todo inglés. Esta lengua está cada vez más presente en nuestras vidas. Aprender idiomas extranjeros, se va haciendo cada vez más necesario.

Sirvan estos como ejemplo, aunque en realidad, como estos, hay muchos, en función de la situación personal de cada cual.

Nuestros propósitos:

En Restaurante Juan Abril, también tenemos nuestros propósitos para 2019, con la diferencia de que en nuestro caso, más que buscar propósitos nuevos, queremos reforzar los que en su día inspiraron la apertura de nuestro restaurante. Así es:

  • Queremos continuar siendo un restaurante diferenciador, en la privilegiada primera línea del Paseo Marítimo de Altea.
  • Queremos seguir siendo el referente por calidad y variedad en la elaboración de arroces y paellas.
  • Queremos seguir siendo fieles a nuestra filosofía de Guisar con las recetas clásicas de la Cocina tradicional española.
  • Queremos continuar trabajando sólo con materia prima de primera calidad, en marisco, pescados, carnes, fruta y verdura.
  • Queremos esforzarnos aún más en la atención al cliente, para que cada uno de ellos sea nuestro principal prescriptor.

Desde Restaurante Juan Abril, con nuestros mejores deseos para que en 2019 se cumplan todos sus sueños.

Para más noticias e información sobre el Rte. Juan Abril puedes hacer clic aquí.

comidas de grupos y menús para empresas

MENÚS PARA EMPRESA Y GRUPOS

Raro será encontrar estos días un restaurante o cafetería que no ofrezca sus menús para empresas, menús para grupos y menús “especial familias” en estos días de diciembre,… e incluso hasta principios de enero.

Son días para reunirse y comer en grupo y cualquier profesional de la restauración tiene su propio plan para responder a esa demanda.

En Restaurante Juan Abril también tenemos menús para ofrecer a nuestros amigos. Hemos confeccionado varios de distintos precios, diferentes ofertas que creemos pueden satisfacer a un número importante de gente. Sin embargo en Restaurante Juan no queremos contentar a “mucha gente”. Nosotros queremos contentar a “todo el mundo”.

No queremos hacer tres o cuatro menús cerrados con los que tengas que comulgar.

Si sois un grupo y tenéis un motivo para sentaros alrededor de una mesa y celebrar lo que sea…Tenemos tu menú para empresa o grupo.

  • la navidad
  • el año nuevo
  • un cumpleaños
  • el regreso de alguien
  • la despedida de algún otro,

en Juan Abril os preparamos un menú adaptado a lo que vosotros digáis.

Nos amoldamos a tus gustos, a tu precio y a todo aquello que creas importante para ti y los que van a compartir contigo ese día.

Además, estamos seguros de que nuestra extensa carta se adaptará a tus necesidades, pero si no fuera así, sugiérenos una opción más a tu gusto y seguro que llegaremos a un acuerdo.

Tenemos una terraza fantástica

en primera línea del paseo marítimo de Altea, donde tu celebración tendrá el marco adecuado para hacerla perfecta. Pero si lo prefieres, también podemos ofrecerte nuestra acogedora y cómoda sala interior donde disfrutaréis de una confortable cena o comida de grupo, hecha a vuestra medida.

Esa comida de empresa será un acierto pleno en Restaurante Juan Abril, porque tenemos todos los ingredientes que buscas para celebrar en Altea la Navidad.

¿cómo hacer castañas?

ES TIEMPO DE CASTAÑAS

Igual que las heladerías son inequívocamente un elemento asociado al paisaje urbano del verano, los puestos de castañas lo son de las estaciones de frío.

De la misma manera que las flores asoman a nuestra vida en primavera en su característico estallido de color y funciona como premonitorio aviso de que llega el buen tiempo, para quienes no miran el termómetro, a modo de anuncio, algunas cosas indican de manera irremediable y periódica, que llega el frío:

  • La caída de las hojas de los árboles
  • Que acorta la tarde y oscurece más pronto
  • Los anuncios de nuevos coleccionables en televisión
  • Aparecen los puestos de castañas

El olor inconfundible de las castañas asadas invade la calle.

Casi es una liturgia: Acercarse al puesto e inevitablemente hacer cola esperando porque el proceso es lento, la capacidad de producción limitada, el riesgo de enfriamiento del producto alto y nulas las quejas de la clientela aguardando turno, cerca de la cálida lumbre.

El ritual

  • Ese puchero con el culo ennegrecido de hollín lleno de agujeros en el fondo, descansando sobre el hornillo de brasas y reclamando pequeñas sacudidas periódicas para no quemar siempre el mismo lado..;
  • El otro recipiente tapado con una vieja manta, para conservar el calor de las que ya están asadas..; Los cucuruchos de papel…
  • Todo en conjunto son una reconfortante estampa que por sí sola combate el frío y da calidez a la tarde otoñal.

 

¿Cómo hacerlas en cassa?

Para los que quieran hacerlas en casa, siempre existe la opción de:

  • asarlas en una simple sartén o incluso directamente en la bandeja del horno,
  • asegurate de removerlas con frecuencia.

Y eso sí,

  • Para evitar que exploten, antes de asarlas, en crudo, hay que hacerles un pequeño corte.

Con ello, no solo evitaremos que salten mientras se asan, sino que además conseguiremos pelarlas mucho mejor una vez sacadas del fuego y listas para ser consumidas. Y además puedes saber mucho más sobre sus propiedades haciendo aquí clic.

Se puede convertir en todo un ritual la tarde de domingo. Y sin perder lo tradicional.

 

cocina tradicional con los sabores más mediterráneos

COCINA TRADICIONAL ESPAÑOLA

No es fácil definir Cocina tradicional Española

El marisco gallego no es comparable con el marmitako vasco, o con un gazpacho andaluz. Ni si quiera con un gazpacho manchego aunque compartan nombre. El jamón ibérico extremeño en nada se asemeja a una paella valenciana y todos ellos no encuentran elemento común con el cocido madrileño o con una caldereta de cordero castellana. Y, sin embargo, todos son cocina tradicional española.

Las intenciones de Juan Abril se encaminan al «fondo» de la filosofía culinaria. En la tradición, en el producto, en lo autóctono y auténtico de sus procesos de elaboración.

¿Cuáles son las bases de la Cocina Tradicional?

Podríamos decir que hay 3 puntos respecto de los cuales gira el concepto:

1,- Arraigo a la propia tierra, su entorno y sus circunstancias.

2,- Procesos y técnicas sencillas.

3,- Aprovechamiento de lo disponible.

Esos son los trazos básicos para entender qué queremos decir con cocina y recetas tradicionales.

¿Qué pasaba antes de la «globalización»?

En otros tiempos, cuando no había posibilidad física ni económica de acceder a productos de otras tierras, había que conformarse con lo de casa, con lo que hubiera en el propio huerto, en el corral, en el río o, los que lo tenían, en el mar.

Cuando no se disponía de electrodomésticos que facilitaban las tareas, ni superficies antiadherentes, y sólo se podía contar con rudimentarios utensilios, fogones y unas pocas cazuelas.

En los tiempos en los que no se podía acceder a neveras o cámaras frigoríficas para conservar los alimentos y para su aprovechamiento se usaban técnicas arcaicas como los salazones, las conservas o los desecados…

En base a estas circunstancias se guisaba y con esa forma y concepto se puede hacer aún. Eso sí, ahora podemos comprar productos de otras latitudes, ayudarnos de electrodomésticos muy prácticos y de utensilios que lo facilitan todo y usar técnicas de conservación del siglo XXI.

Productos gluten free en Juan Abril

EL GLUTEN Y LAS DIETAS “SIN GLUTEN”

La creciente afección del gluten

Hace ya algunos años se viene observando una creciente afección en la población del llamado primer mundo, por

  • alergias,
  • intolerancias alimentarias o
  • enfermedades relacionadas con la alimentación.

Encabeza la lista de estas patologías, la intolerancia al gluten. Recientes estudios aseguran que el 90% de la población, ha desarrollado algún grado de

  •   intolerancia
  •  alergia
  • hipersensibilidad

Sin embargo, los síntomas presentados, el grado de afección o la intensidad de la dolencia, hacen que no todos los que presentan algún síntoma ocasional, puedan ser considerados celíacos.

¿Es malo el gluten?

El gluten es una proteína presente en ciertos cereales como:

  • el trigo
  • centeno
  • avena
  • cebada

A su vez, en todos sus derivados, que por cierto, son muchísimos, también está presente el gluten. Esta proteína la hemos estado consumiendo desde hace miles de años, pero la forma en la que hoy en día es procesada y las cantidades en que la ingerimos en la actualidad, ha provocado el aumento de esta intolerancia.

Consultar un especialista

Para una correcta diagnosis de la enfermedad, hay que ponerse en manos de un médico especialista en aparato digestivo, y verificar a partir de sus consejos cualquier iniciativa, pero como ahora es fácil acceder a alimentos sin gluten, se puede hacer una prueba, consistente en no probar esta proteína durante 3 semanas y volverla a incorporar progresivamente a nuestra alimentación observando si hay alguna reacción en nuestro organismo, bien sea en la piel, aparato digestivo, articulaciones, cefaleas, aparato respiratorio, etc.

Tenemos cerveza y pan gluten free

En Restaurante Juan Abril de Altea, aparte de una variadísima carta, sobre todo de Cocina española y en especial arroces y guisos tradicionales, ofrecemos a nuestros clientes celíacos, cerveza y pan sin gluten, para contribuir a hacer más llevadera esa incómoda particularidad.

 

 

gastro a la inglesa

GASTRO-ENGLISH 

Nuestro concepto «cool» para este post, ¡bienvenidos!

Hoy os hablamos de la globalización en los términos gastronómicos

Hay tres tipos de personas respecto al término globalización:

 

  • Los de «la invasión del poderío anglosajón»
  • Los de “ampliamos fronteras, somos cool”,
  • Los “Lo mío es lo mejor y punto”

Para gustos…

Pero es siempre contradictorio este término ¿a más variedad siempre es mejor?¿qué opinas?

 

En el ámbito de la gastronomía, cientos de palabras de origen inglés se van haciendo hueco en nuestro día a día, aunque haya una expresión castellana igual de válida.

 

Pero en muchos casos manda el rey de reyes: EL POSTUREO

 

«A la inglesa» vs «A la made in Spain»:

– Brunch.                                           ¿tanto cuesta decir almuerzo?

– Afterwork.                                       Traducción real: después de trabajar. Conceptualmente: tomar unas cañas.

– Burger.                                            Decir hamburguesa no es tan complicado.

– Finger food                                     Picar o picotear.

– Smoothie:                                        Nuestro batido de toda la vida.

– Show cooking.                                Demostración culinaria.

 

Gente que solo por ser «cool» que viene a ser «guay de toda la vida» o posturetas de hoy en día, las usan, porque los influencers las utilizan.

¿Es un fenómeno temporal? o ¿realmente estamos introduciendo estos términos?

Posiblemente el mundo de las redes sociales haya creado un propio vocabulario que sin duda se está afincando en el uso diario, sea en el habla, sea escribir…Términos  que hemos hecho «nuestros» y que quizá ya sea difícil de hacerlos marchar.

Por que sin duda tenemos más conversaciones a través del WhatsApp que a la cara.

– ¿Alguien puede convencernos de que es mejor decir Gluten Free que Sin Gluten? Pues puede que sí, por lo que venimos comentando. ¿Cuántas veces al día podemos ver escrito en rr.ss Gluten Free más que Sin Gluten? ¿Te lo habías preguntado alguna vez?

 

La reacción a esto puede tener dos caminos:

 

  • Aceptando la novedad y asumir tu condición de “cateto conceptual” por no usar los anglicismos, o
  • Pelear por lo nuestro y en la medida del carácter de cada uno, pelear por un uso correcto del propio idioma.

 

Llegamos a la conclusión que la moda siempre es tendencia, por mucho que pasen los años. Por ello, que si moda son los anglicismos (o al menos suenan más modernos) la gente los va a utilizar. Cuando más se utiliza un término, más normal es para nosotros.

De  nosotros depende seguir la moda o no. ¿Pero es una moda de ahora, o siempre a existido?

Es una postura íntima y muy particular. Cada cual que haga lo que estime oportuno. También es aceptable que un idioma influya en otro. No es nuevo que una lengua deje su impronta en otra en función de la proximidad geográfica o de las invasiones territoriales de la antigüedad.

CURIOSIDAD

¿Sabías que la palabra bar no es castellana?

¿Cuántas palabras y expresiones francesas, portuguesas o árabes hay en el castellano y viceversa? Sin ir más lejos, algo tan español como el bar, tiene su origen en la palabra inglesa que significa Barra…

Gastronomía típica en la zona. Todos los Santos VS Halloween

TODOS LOS SANTOS Y HALLOWEEN

Siendo papa de la Iglesia Católica Gregorio III, allá por el siglo octavo de nuestra era, se instauró entre los creyentes el Día de Todos los Santos, con la intención de honrar a todos los santos, conocidos y anónimos. Esa fiesta se celebra el 1 de noviembre y en la tradición católica goza de absoluta vigencia hasta el punto de ser día festivo. En el calendario laboral español aún lo es.

Dentro de la misma tradición, al día siguiente, 2 de noviembre La Iglesia Católica celebra el día de Difuntos, que desde el punto de vista religioso sirve para recordar a nuestros muertos. Como dato de interés, los mexicanos celebran este día como el Día de los Muertos.

En esa línea, la cultura anglosajona, la noche del 31 de octubre celebra Halloween.

La presencia del cine y la televisión y la globalización extendida por el mundo, con especial influencia proveniente de los EE.UU ha hecho que esta fiesta sea ya patrimonio de todo el planeta.

Con el indudable tirón comercial de unas fechas con escasos motivos de celebración, ya no existe rincón en el mundo que no aproveche esta coyuntura para disfrazarse y decorar sus establecimientos con todo tipo de recursos relacionados con:

  • el terror
  • la muerte
  • los vampiros
  • los fantasmas
  • los zombies
  • brujas
  • etc.

Gastronómicamente estas fechas tienen pocas cosas en común, aunque es cierto que en algunos lugares de nuestro país, son tradicionales:

  • los buñuelos de viento (dulces fritos hechos con harina, huevo y mantequilla)
  • los huesos de santo (dulces de almendra y azúcar emparentados con el mazapán)

LA TRADICIÓN:

En la tradición católica general, hay quienes son reticentes a esta invención americana, por considerar avasalladora la fuerza con que Halloween ha irrumpido en nuestras vidas. Dicen que ha fagocitado nuestras tradiciones. Es tan fuerte la manera con que se ha enraizado en nuestra cultura, que a quienes no son amantes de esta fiesta, más les vale tener una actitud más resignada. Halloween ha venido para quedarse.

En la zona de la Costa Blanca hay costumbre de visitar la Fira de Tos Sants de Cocentaina, que tiene casi un siglo de tradición. Se visitan los difuntos en los cementerios, después de una previa preparación durante la semana, y se viste todo el mundo de «punta en blanco».

En Restaurante Juan Abril te esperamos con los mejores arroces, carnes y pescados para esta época.

Feliz puente.